Noticias

Fuerza de Tarea Del Campo a la Mesa: un programa de ganar-ganar para productores y consumidores

Mar15May2018

Fuerza de Tarea Del Campo a la Mesa: un programa de ganar-ganar para productores y consumidores

• En un buen día puedo ganar hasta 12 mil lempiras –cuenta vendedora • Productor de Monte Redondo genera 12 empleos directos gracias a Ahorro Ferias El Lempirita Tegucigalpa. Juan Carlos Urquía, un joven productor de la aldea de la aldea El Ocotal, Monte Redondo (Francisco Morazán), suda, mientras en sus manos sostiene chiles verdes y tomates que ofrece a los capitalinos que llegan a la Ahorro Feria “Lempirita” ubicada en el Instituto Hondureño Mercadeo Agrícola (IHMA) de la colonia Kennedy. Los compradores se detienen frente a su puesto de ventas y le compran. Urquía da el vuelto y sonríe. “Me va bien. Gracias a la Ahorro Feria El Lempirita genero 12 empleos directos en mi familia y nos va mucho mejor que antes”, cuenta. Y no sólo eso –agrega-, gracias al apoyo que nos dio el presidente Juan Orlando con la construcción de la cosechadora de agua para el beneficio de la caja rural “Unidos para Crecer”, podemos producir las 54 semanas al año y abastecer la Ahorro Feria El Lempirita, la Feria del Agricultor y el Artesano y el mercado zonal Belén. Hoy, los productos de Urquía también llegan directamente y sin intermediarios a los supermercados Walmart y La Colonia de la capital con mil cajas semanales de productos como tomate (pera, manzano y cherry), chile verde, pepino, pepinillo, pipián, maíz dulce y criollo, frijol, berenjena, habichuela, maracuyá, diversidad de tipos de lechugas, repollo morado, coliflor y hasta calabacita y ayote, entre otros cultivos. Urquía es parte de los beneficiados por la Fuerza de Tarea Del Campo a la Mes anunciada el mismo día en Juan Orlando Hernández iniciaba su segundo mandato presidencial. El propósito es que Honduras tenga una canasta básica al alcance de todos y donde cada campesino tenga la seguridad de su tierra para comer, cultivar y recoger los frutos de su esfuerzo. Cien días después, esa iniciativa es una realidad con el funcionamiento de 58 puntos de servicio a la población operando a nivel nacional, beneficiando a cien mil familias. De esa forma, la Fuerza de Tarea cumple con el doble objetivo de facilitar el acceso a productos de la canasta básica alimentaria familiar y, al mismo tiempo, el acercamiento de los pequeños y medianos productores directamente al cliente final o consumidor para lograr un beneficio mutuo de acceso a productos frescos, de calidad y a precios bajos. Más centros de venta Para cumplir con el mandato del jefe de Gobierno, Del Campo a la Mesa ha implementado acciones conjuntas por parte de la Secretaría de Desarrollo Económico (SDE), la Suplidora Nacional de Productos Básicos (Banasupro) y la Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG). Entre esas acciones se destacan la apertura de nuevos centros de venta de Banasupro, que está beneficiando a 10 mil familias, distribuidas en la comunidad de Gualaco (Olancho), y el barrio El Dandy, de San Pedro Sula (Cortés). Con la instalación de cincuenta nuevas Lempiritas Móviles, distribuidas en barrios y colonias de las ciudades de Tegucigalpa (30 puntos de ventas) y San Pedro Sula (20 puntos de venta), se beneficia a 20 mil familias. En tanto, la apertura de la Ahorro Feria El Lempirita Nueva Suyapa-Del Campo a la Mesa, en la aldea de Nueva Suyapa, en Tegucigalpa, con la oferta de veinte proveedores beneficiados con la venta directa de sus productos a los consumidores finales, es aplaudida por las siete mil familias que representa una población de 35 mil habitantes que ahora tienen acceso a productos frescos y a precios bajos. Una segunda Ahorro Feria fue inaugurada en la Villa Olímpica, de Tegucigalpa, en las instalaciones del Complejo Deportivo José Simón Azcona, con la oferta de productos de 18 proveedores con una amplia y diversa gama de productos de la canasta básica familiar, lo que beneficia a unas 13 mil familias. En el marco de Del Campo a la Mesa, los hondureños tuvieron acceso a precios bajos en los productos de consumo popular durante el verano, pues la SAG coordinó la Feria del Marisco en Tegucigalpa. Más de seis mil personas llegaron a esta plaza en busca de la oferta de 33 productores de alimentos acuícolas. El ahorro mensual para una familia que compra en estos centros de venta anda alrededor de los 2 mil 500 lempiras. Ganar ganar Tras cien días de implementación de la Fuerza de Tarea, un total de 271 productores agrícolas, pecuarios y acuícolas tienen razones para estar satisfechos. Sus productos se comercializan directamente en las Ahorro Ferias El Lempirita y las tiendas de Lempirita Móvil a nivel nacional. Estos campesinos provienen de las zonas de Monte Redondo, aldeas aledañas a El Zamorano, Lepaterique y Azacualpa en el departamento de Francisco Morazán; Güinope y Danlí (El Paraíso); Yamaranguila e Intibucá, en Intibucá; Merendón, en Cortés; la cuenca del Cangrejal, en La Ceiba (Atlántida); y en el Golfo de Fonseca, en Choluteca y Valle. Asimismo, la Fuerza de Tarea Del Campo a la Mesa apunta a beneficiar a más hondureños mediante la construcción de nuevos mercados en las principales ciudades del país. El mandatario busca que se genere un mecanismo de ganar-ganar, tanto los productores al incrementar sus siembras como los mercados al tener un producto fresco y de calidad para ser trasladado a precios justos a los consumidores. Graciela de los Ángeles Cabrera vende en su puesto pan artesanal, como rosquillas, quesadillas, tustacas y rosquetes, y dulces como los alcitrones y de jugo de caña, a unos metros de donde está el punto de Juan Carlos Urquía. “Gracias a la Ahorro Feria El Lempirita pude costear mis dos últimos años de Universidad Pedagógica Nacional Francisco Morazán. Soy egresada de Hostelería y Turismo y esto lo logré con el beneficio de tener un negocio aquí en este mercado”, cuenta. La afluencia de personas es bastante grande, pues visitan esa feria desde colonias alejadas de la Kennedy como Cerro Grande, El Carrizal y otras, pues ahorran bastante dinero al acudir a este centro de ventas, subrayó. “Un día bueno en épocas altas he llegado a ganar hasta 12 mil lempiras”, cuenta la joven emprendedora con una sonrisa. Porque con el programa Del Campo a la Mesa, todos sonríen.

Menú Lateral

Test

Test